20 de Noviembre de 2017
Máx. Min.
Actualidad 13 de Agosto de 2014

El Sr. Pasado

Cuando Vázquez asumió el gobierno el país crecía a tasas asiáticas (Asia de aquel entonces, no de ahora). Con viento de cola que nos empujó para bien, Uruguay creció. Entró más dinero en los bolsillos de la gente y del Estado.

Actualidad 13 de Agosto de 2014

El Sr. Pasado

Cuando Vázquez asumió el gobierno el país crecía a tasas asiáticas (Asia de aquel entonces, no de ahora). Con viento de cola que nos empujó para bien, Uruguay creció. Entró más dinero en los bolsillos de la gente y del Estado.

Montevideo-Javier García/TodoElCampo – Durante esta semana el Dr. Vázquez dedicó buena parte de su campaña a recordar lo que el llama el pasado, y aclaró que a pesar de que lo critiquen lo va a seguir haciendo. En verdad no es sólo el pasado en términos generales, sino algo así como una porción de éste, aquella que piensa le calza más a sus conveniencias, que es el Uruguay quebrado y fundido del 2002. No puede ir mucho más para atrás porque si se fuera para la década del 70 y 80 donde al país le faltó libertad ahí el andaba medio distraído con su profesión, lo que lo inhibió de pelear para recuperar la democracia. Ese pasado lo tiene medio escondido, padece una amnesia muy específica.

Cada uno elige lo que quiere para hacer campaña, luego se debe hacer cargo del camino. Se puede hacer retrospectiva o se puede hacer prospectiva. Se puede ir por la positiva o por la negativa, se puede ir por el pasado o por el futuro.

Si ese pasado al que recurre está elegido para hacer espejo con el Partido Nacional nosotros agarramos el desafío, no creemos que le aporte mucho a la gente pero tampoco es aquello de decir me retiro. En décadas el mayor crecimiento económico fue en este período post-crisis, del 2003 a la fecha. Cuando Vázquez asumió el gobierno ya el país crecía a tasas asiáticas (del Asia de aquel entonces, no el de ahora). Con viento de cola que nos empujó para bien, Uruguay creció. Entró más dinero en los bolsillos de la gente y en los del Estado.

Cada cual hace lo que quiere con su dinero, desde comprarse una moto o un auto hasta pintar su casa o irse a la playa, lo que quiera. El Estado hace sin embargo lo que quiere el gobierno, porque con mayorías políticas propias es así. Con más dinero en caja, ¿el Uruguay se educó mejor, a partir de las políticas públicas? No, se fue a pique. ¿Uruguay mejoró su infraestructura para sostener el desarrollo, las comunicaciones y el comercio? No, está en crisis y colapsó. ¿Uruguay disminuyó la brecha entre ricos y pobres? No, hay más desigualdad entre unos y otros. ¿Disminuyeron los asentamientos? No, aumentaron.

Desarrollo económico no es desarrollo humano, entró más dinero pero no garantizamos el bienestar, no crecimos como país y desperdiciamos la gran oportunidad de despegar. Con más riqueza la muy mala gestión pública desperdició plata y tiempo. En Bola de Nieve, un muy humilde barrio montevideano, una madre de 43 años me decía el sábado pasado: voté por primera vez a los 18 años a Vázquez como intendente, llevo 25 votando al FA, y para mí no cambió nada. Su casa está al borde una cañada que desborda con la lluvia e inunda su casita extra humilde. 25 años de frustración.

El pasado de esa señora y sus 3 niños es frenteamplista y vazquista. Pero ese pasado no le va a solucionar nada ni a esta señora ni a nadie, ni va a cambiar por más discurso que haga el Dr. Vázquez. Es un discurso vacío, pensando que alguien vota con el álbum de fotos antiguas en la mano. Está fuera de tiempo.

Si esa es la competencia que plantea, la va a correr solo. Vázquez habla en AM mientras la sociedad razona en MP4. El Partido Nacional cumple mañana 178 años de vida. Es muy rica nuestra historia, nos da orgullo, la queremos, nos eriza Aparicio Saravia y su revolución. Pero el Partido Nacional vale y convoca por la esperanza que construye y no por dictar clases de historia. Si miráramos tanto el pasado, quedaríamos como Vázquez. Y no queremos.

Compartir en: