20 de Noviembre de 2017
Máx. Min.
Actualidad 08 de Abril de 2014

El peón de Paco

Javier García: "Advertimos hace poco que Uruguay empezó a transitar el camino del gobierno corporativo, el ejemplo de la ley penal empresarial fue de corporaciones sindicales”. El escándalo del fútbol “es de una corporación económica".

Actualidad 08 de Abril de 2014

El peón de Paco

Javier García: "Advertimos hace poco que Uruguay empezó a transitar el camino del gobierno corporativo, el ejemplo de la ley penal empresarial fue de corporaciones sindicales”. El escándalo del fútbol “es de una corporación económica".

Montevideo-Javier García/TodoElCampo – Un “golpe de Estado” en el fútbol con festejo de “golpistas” a lo grande. La mezcla de poder político y económico, negocios y comercio de televisación, mezclado con proclamaciones a diputado en el oficialismo, coronó la asonada futbolera. Olor a cosas que se arreglan de cualquier manera, rumores de amenazas, cosa sucia. Eso es lo que emana del escándalo del fútbol. Para quienes vamos a la tribuna a pasar un rato con nuestros hijos y gritar cuando se puede algún gol, o simplemente para cualquier uruguayo que prenda el informativo lo de esta semana es muy ramplón y burdo.

La empresa de Casal sacó, usando al gobierno y al presidente de peón, al presidente de la Auf Sebastián Bauzá. Le guste a Mujica o no, diga lo que diga fue un peón del Paco. Dice que no sabía que su decisión de sacar a la Policía de los estadios iba a traer como consecuencia la caída de Bauzá. Primero, que el presidente no sabe aguantar su incontinencia verbal está claro, y por eso también ha sido una maquina de macanas. Eso la película que está haciendo Kusturica sobre Mujica no lo va a registrar, los uruguayos sí.

Pero que juegue de ingenuo no. Es obvio que fue funcional a Paco Casal que se la tenía prometida a Bauzá desde hace tiempo. No lo pudo domar cosa que acostumbra en el medio, y este lo puso a raya en sus negocios, que son legales pero que deben tener límite en su pretensión monopólica del fútbol, del Carnaval, y de cuánta cosa se le pueda cruzar y le interese. Una cosa es el negocio y otra es no tener límites para hacerlos.

Advertimos hace poco que Uruguay empezó a transitar el camino del gobierno corporativo, el ejemplo de la ley penal empresarial fue de corporaciones sindicales. Este es de una corporación económica. Es el camino de los lobistas empresariales, veneno uno y otro para la democracia y la República.

Tiraron a Bauzá el domingo cuando lo jaquearon desde la mutual de futbolistas avisándole que no se presentaban a jugar y el lunes de noche el presidente de esa mutual anunció, rodeado de algunos carnavaleros, empresarios pro gobierno, dirigentes del MPP y el… secretario de la presidencia que casualmente por esas horas había decidido lanzar una lista del oficialismo. Y a quién le hace creer Mujica, que se reunió varias veces con Saravia, el presidente de la Mutual, que no sabía que éste además iba a encabezar una lista de su propio grupo político con el respaldo de ministros, su esposa la senadora Topolanski y el secretario de la presidencia. ¿Pero qué piensa el presidente que nosotros somos todos Kusturica que nos acurrucamos con sus cuentos?

El Movimiento de Liberación Tupamaros, inflamado de prosa justiciera, autoproclamado Robin Hood de la Banda Oriental, termina en pleno gobierno haciéndole mandados a Paco Casal. Del mate popular de humilde cebadura a ayudantes sumisos de quien se dice el uruguayo más rico y jeque del fútbol. Entre copetines y mollejas se festejó esa misma noche el “golpe de Estado” de la Auf. Antes le costó el cargo de ministro de Deporte a Lescano. Eso habla bien de la fidelidad presidencial a Paco, no importa si el ajusticiado es compañero o no, lo que importa es la lealtad con la empresa de éste. Tocamos fondo, tenemos un gobierno dónde el Pato Celeste es el “primer ministro” del fútbol, la mayor expresión cultural del país.

La Torre Ejecutiva es una sucursal de Tenfield. Es duro, pero es verdad.

(Foto de Tabaré Vázquez y Paco Casa; fotografía de El País).

Compartir en: